El sustrato con el que rellenamos los contenedores será una mezcla de distintos componentes. Cada uno aportará sus características que, sumadas, darán un sustrato óptimo para el cultivo

Propiedades fisicas

Muchos sustratos artificiales como la turba, la resaca o el compost son orgánicos. La materia orgánica tiene propiedades tales como baja densidad, alta porosidad, gran capacidad de intercambio iónico y alta capacidad de retención de agua.

Una parte del sustrato suele estar formada también por sustancias minerales naturales o artificiales como la arena, la perlita o la vermiculita. Estos productos tienen una elevada densidad real, una densidad aparente muy baja y son muy porosos. La densidad real de un sustrato se refiere a la densidad del material sólido que lo compone y la densidad aparente es la calculada considerando el espacio total ocupado por el material sólido más el espacio poroso.

Propiedades Quinicas

El indice de acidez (pH) es clave en un sustrato. Según su pH estarán disponibles en mayor o menor medida los nutrientes. Por ejemplo, con un pH bajo, menor a 7, están poco disponibles los iones de calcio, azufre y potasio; mientras que con un pH alto, son poco asimilables los iones de fósforo, hierro, manganeso o cinc. Cada planta requiere un nivel de pH determinado para lograr su maximo desarrollo, por eso habra que preparar el sustrato acorde al cultivo que pretendemos realizar.

Los valores de pH van de 0 (acido) a 14 (basico) siendo el valor 7 el valor neutro. A continuación se muetran los valores de pH de los sutratos más comunes:

Sustrato pH
Turba rubia 4.5
Estiércol compostado 6.5
Chips de corteza de pino 5.1
Vermiculita 7.5
Perlita 6.9
Arena 6 - 8

Comentarios